07 agosto 2017

Seat está logrando más beneficios

Una menor facturación, menos unidades producidas y vendidas y unos beneficios netamente superiores resumen el balance de la marca española durante el ejercicio 2017.

La menor facturación (un 6,1% menos) se debió al descenso de las ventas de vehículos nuevos, que cayeron un 5,3% en todo el mundo. Algo que no se puede compensar con la venta de recambios y componentes, pese a que los ingresos por este capítulo, que supone ya casi un 9% del total, se incrementaron un 14,3%.


Las menores ventas, no significaron una inferior demanda, puesto que Bernd Pischetsrieder asegura que se hubieran podido vender más coches si los hubiera habido, y se quejó de que todavía el año pasado se perdieron días de trabajo por diferentes motivos.De todas maneras, la factoría catalana redujo la producción de vehículos con marca Volkswagen (que deja de fabricar en 2017) y tuvo que readaptar sus líneas para asumir el montaje del Toledo (que hasta ahora se había producido en Bruselas) y del nuevo Ibiza, dejando de fabricar el anterior y sus derivados. Por estos motivos, durante un cierto periodo del año pasado, la planta dejó de funcionar los sábados y durante el periodo de vacaciones estivales para recuperar, tras la introducción del nuevo Ibiza, el ritmo de semanas de seis días.

Pischetsrieder volvió a advertir sobre el riesgo que corre España de perder competitividad y que, según dijo, es un temor que también comparte el Gobierno, como le dijo el secretario de Estado de Economía, José Folgado. Retornando a sus comentarios de hace un año, aseguró no haber querido censurar a nadie, sino únicamente exponer una realidad que respaldan números tangibles como que el precio de las piezas y los componentes subieron en España un 3,4% en 2000 y un 4,3% en 2001, mientras que en Alemania el crecimiento fue del 2,3% en ambos años. Sin embargo volvió a conformar la implicación del Grupo Volkswagen con España asegurando que, ahora que va a asumir la presidencia del consorcio alemán, Seat tienen en su persona «un embajador en Wolfsburg».

En cuanto a los beneficios crecientes, Wolfgang Dolg, el vicepresidente financiero, explicó que considerando una situación similar a la del año pasado los beneficios de la empresa habrían sido de 119,33 millones de euros, es decir, un 36,6% superiores a los del año pasado, gracias sobre todo a un ahorro de 421,52 millones de euros (un 6,4%) en los gastos de explotación. Pero, además, por primera vez en los últimos nueve años, Seat ha recibido dividendos (parte a cuenta del resultado de 2002) de Volkswagen Navarra y de Vaesa, la filial comercial que se encarga de la comercialización de Volkswagen, Audi y Skoda en España. Sumando estos dividendos, el beneficio neto se eleva a 233,12 millones de euros. Por su parte, también por primera vez después del mismo periodo de tiempo, Seat pagará 200 millones de euros en concepto de dividendo al consorcio Volkswagen.

La rentabilidad de la compañía creció hasta el 3,9% sobre las ventas lo que, aunque supone un buen incremento, sigue estando por debajo de los objetivos del Grupo Volkswagen, que quiere lograr el 9% respecto al capital propio. En cuanto a las inversiones, crecieron hasta los 418,7 millones de euros, dentro del plan que concluirá en 2004 y que totalizará 1.300 millones de euros.
Coincidiendo con la presentación del balance, Bernd Pischetsrieder dio la alternativa como presidente del consejo ejecutivo de Seat a Andreas Schleef, quien hasta ahora era miembro del consejo de Audi con responsabilidad sobre los Recursos Humanos. No obstante, Pischetsrieder mantendrá su relación directa con la marca española como presidente del consejo de administración, puesto en el que sucede a Bruno Adelt.

En cuanto a la reorganización de Seat con Audi y Lamborghini, la última novedad es la creación de una empresa denominada CTDA (Centro Técnico de Desarrollo de Automóviles). Esta compañía integrará al centro técnico y de diseño de Martorell, así como el de Sitges. En la parte técnica, Winfried Burgert seguirá siendo su responsable. CTDA será propiedad de Seat a través de Vaesa, que detendrá el 75% del capital. Audi tendrá el 25% restante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario