28 agosto 2014

La gran sensación de Jaguar

Si los apasionados del mundo del automóvil deportivo pudieran hacer su particular carta a los Reyes Magos situando los 10 modelos actuales que más sensaciones le evocan, sin duda el F-Type estaría entre ellos. 

Y en la mañana del día 6 de enero, alguno de los hijos de ese apasionado, todavía ilusionados con la visita de SSMM, pronunciaría la frase en cuestión: "Le han traído el juguete más caro a papá". Fantasías a parte, la versión R del Jaguar F-Type Coupé, pasa hoy por ser uno de los automóviles más deseados de cuantos habitan en este exclusivo segmento del mercado.

"Jaguar es uno de los fundadores del segmento de los deportivos, con un rico linaje que se extiende a lo largo de más de 75 años, y ahora con el F-Type hemos vuelto a encender esa llama. 

Pero no está diseñado para ser como cualquier otro deportivo: es un deportivo Jaguar ultrapreciso, potente, sensual y, sobre todo, es un ser vivo", afirma Adrian Hallmark, global brand director, Jaguar Cars.

El nuevo Jaguar F-Type representa un retorno al mismo corazón de la compañía: un elegante biplaza, deportivo convertible centrado en el rendimiento, la agilidad y la implicación del conductor. El F-Type es la continuación del linaje deportivo que se remonta a más de 75 años e incluye algunos de los vehículos más bellos, apasionantes y atractivos construidos.

La estética es fundamental para Jaguar y, como tal, el F-Type es rápidamente reconocible. La forma de la parrilla, flanqueada por dos tomas de aire gemelas tipo ‘branquias de tiburón’, es más suave y más amplia y se inclina ligeramente hacia adelante para crear una apariencia de movimiento incluso cuando el vehículo está parado.

La malla en las rejillas de la parrilla tiene un nuevo diseño hexagonal que da una mayor profundidad en comparación con el motivo diagonal anterior.

El capó tipo concha realizado de una sola pieza se remonta desde el borde delantero de la parrilla, e incorpora la típica protuberancia de Jaguar y la doble rejilla de ventilación.

Hemos dejado para el final quizás el aspecto que más distingue a esta versión R del espectacular deportivo de la firma del felino. Y es que bajo su capó se esconde un espectacular propulsor V8 que desarrolla 550 CV de potencia. Combinado con una caja automática de ocho velocidades con levas en el volante, ofrece sensaciones del automovilismo de elite.

Pese a la rabia que manifiesta su motor, el F-Type se comporta con suficiente nobleza como para disfrutar al volante gracias, en parte, al arsenal de ayudas electrónicas que acumula.

En definitiva, que papá puede disfrutar con su juguete, uno de los más sofisticados de cuantos pudiera soñar.

>El habitáculo está orientado al conductor del F-TYPE Coupé. Para garantizar la sujeción en curvas a alta velocidad, los asientos deportivos de piel tienen ajuste eléctrico de los flancos laterales. Piel también en el panel de instrumentos, reposabrazos, inserciones de las puertas, consola central y, de manera opcional, en el techo.


>El volante es de reducido diámetro con la parte inferior plana. Existe la opción de sustituir el volante por uno completamente circular. La capacidad del maletero es de 407 litros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario